Recibe Chava Rosas constancia; es diputado federal electo

share on:
Recibe Chava Rosas constancia; es diputado federal electo CHAVA 1 740x431

Agencia de Noticias-Oficina de Corresponsales

NUEVO LAREDO, Tam., 06 de julio.— Con 875 votos de diferencia, Salvador “Chava” Rosas Quintanilla gana la elección a diputado federal por el Distrito I de Tamaulipas. Poco después de las 3:00 de la tarde, en la sede alterna del Instituto Nacional Electoral (INE), el ahora diputado electo recibió su Constancia de Mayoría y Validez de Diputaciones al H. Congreso de la Unión tras cinco días de revisar todos los votos que había dentro de las 523 urnas instaladas el pasado 1 de julio.

Y es que Chava Rosas estuvo de acuerdo en que se abrieran los paquetes electorales, luego de que a él en el 2010, cuando contendió por la alcaldía de Nuevo Laredo, se le negara un recuento y la confirmación de su elección.

“Todos los partidos aquí estábamos viendo el trabajo que se hizo democrático este domingo, y se contó voto por voto; boleta por boleta.

Se hizo todo otra vez transparentado. Por eso este triunfo, de los 875 votos que tengo de mayoría, justifican todo este trabajo”, dijo el diputado electo, subrayando que sus 58 mil 338 votos totales no dejan espacio alguno para acusarlo de fraude.

Pese a ello, Chava Rosas reconoció el trabajo de los otros candidatos a colaborar con él por el bien de Nuevo Laredo, Tamaulipas y México, aceptando además que trabajará de la mano con Andrés Manuel López Obrador, pero sin dejar de criticar y señalar lo que perjudique al país.

“Al final de todos somos mexicanos. Tenemos un camino que vamos a tomar porque hoy tenemos un cambio muy radical de gobierno, pero vamos a trabajar. Y la mayoría voto por él, y es mi presidente y lo tengo qué reconocer y tengo que trabajar con él”, declaró.

En su mensaje, donde estuvo acompañado del presidente municipal reelecto, Enrique Rivas, agradeció a su equipo de trabajo, a su familia y al Partido Acción Nacional por los más de 90 días de esfuerzo que se vivieron en este proceso electoral, al cual identificó como “una fiesta democrática”